domingo, 12 de abril de 2009

La Pesca en Chiclayo

PESCA EN CHICLAYO
Mucho se ha hablado de Chiclayo acerca del importantísimo legado histórico cultural que tiene la Ciudad de la Alegría. Pero poca gente sabe que es un lugar perfecto para practicar la pesca deportiva y pasar un fin de semana en contacto con la naturaleza.

PESCA EN CHICLAYO

Mucho se ha hablado de Chiclayo acerca del importantísimo legado histórico cultural que tiene la Ciudad de la Alegría. Pero poca gente sabe que es un lugar perfecto para practicar la pesca deportiva y pasar un fin de semana en contacto con la naturaleza.

Para disfrutar de un fin de semana pescando basta con tomar un omnibus la noche del viernes y llegar a Chiclayo el sábado a las 7:00 de la mañana. Ahí debemos tomar contacto con Rumenos Scánder Scánder, reconocido dirigente deportivo en Lambayeque y gerente del Garza Hotel (074) 22-8172, quien ha organizado éste y otro tipo de eventos. Para participar en esta aventura no es necesario tener caña de pescar o ser un experto pues los organizadores proveen de todo el equipo y por supuesto que las clases de pesca y el ojo clínico para saber donde tirar el anzuelo. También disponen de vehículos 4x4 suficientes para llevar a grupos grandes o pequeños cómodamente.

El caso es que desde el hotel partiremos rumbo a la caleta de San José, donde se inicia una delirante carrera por la orilla de una playa de 200 kms. de extensión, leyó usted bien, 200 kms. de playa!!. Esta travesía es matizada por bandadas de pelicanos, patillos y gaviotas que alzan vuelo al paso de las camionetas en perfecta formación que hace inevitable un par de fotos o una filmación. También se podrá observar algunos gallinazos de cuello rojo que tienen a su cargo la limpieza de la playa y a los pescadores artesanales, algunos de ellos con redes demasiados grnades para la pesca de la orilla que es necesario denunciar.

Pero sigamos con nuestro cuento. Después de avanzar 170 kms. aprox. llega la hora de instalar nuestro campamento para lo cual los organizadores han dispuesto porteadores que se encargarán de armar las carpas, bajar los bultos de las camionetas y facilitarnos tareas como recolectar las maruchas que usaremos como carnada, preparar los aparejos de pesca e inclusive cocinar deliciosos cebiches y apanados con la pesca del día. Claro, si usted está pensando qué pasa si no pesca nada, no se preocupe, también pescan por usted.

El día de pesca no es solo tirar caña y ver qué pasa, es deleitarse con hermosas puestas de sol, bañarse en el mar y disfrutar de la tranquilidad de una extensión de playa para usted solo. Es también momento propicio para compartir con la familia en la intimidad de una fogata, observar las estrellas y llenarse de aire puro, es decir, renovar fuerzas y limpiar la mente del stress y las preocupaciones. Ahora, si el espíritu aventurero lo lleva más allá, puede optar por recorrer algunos kilómetros más y descubrir cuevas escondidas u observar lobos marinos en su habitat natural.

Este paseo termina el domingo embarcándose en el omnibus de regreso de manera tal que esté el lunes listo para trabajar. Ahora, si puede quedarse unos días más, aproveche de visitar las discotecas y casinos o los restaurantes de la ciudad, pero esos datos serán para otra ocasión…
Nos vemos en la ruta!
/////////////////////////

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Sus Comentarios Nos Motivan a Continuar...

NOTA: Usa este codigo si vas a usar Enlaces
<a href=http://www.AquiTuWeb.com>NombreDeTuWeb</a>